El Gobierno de España limitará la publicidad de alimentos a los niños | Mundo

El gobierno español limitará la publicidad a niños y adolescentes de chocolates, dulces, galletas, postres, jugos y helados, según un informe publicado este jueves (28) en El País.

Según medios españoles, el gobierno emitirá un decreto con la medida, que afectará a los anuncios en televisión, radio, redes sociales, sitios web, aplicaciones, cine y periódicos.

  • En Inglaterra, la publicidad ya no puede reforzar los estereotipos de género
  • Tomar el examen: Alimentos ultraprocesados; averigua si conoces los riesgos

El Departamento de Asuntos del Consumidor utilizará los datos nutricionales recopilados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para decidir qué productos se restringirán en la publicidad.

10 pasos: La lucha contra la obesidad infantil comienza en la infancia

El país cuenta con una clasificación de alimentos problemáticos para la obesidad infantil desde 2005, pero los criterios de la OMS son más estrictos.

Alberto Gárzon, ministro de Consumo de España, dijo que era necesario reducir las tasas de obesidad infantil en el país, que calificó de alarmantes.

Se espera que la regla entre en vigor en 2022.

Se limitará la publicidad de chocolates y productos azucarados, barritas energéticas, dulces industriales, galletas, bebidas energéticas y helados independientemente de los datos nutricionales.

Otros alimentos deben contener cantidades de azúcares, grasas totales y sal por debajo de ciertos límites.

Habrá retrasos para la colocación de productos que el gobierno español considere nocivos para la salud de los niños.

El ministerio dijo que la idea era regular los anuncios en las redes sociales y YouTube.

El departamento aún planea aprobar una regla en el parlamento que requiere que las empresas informen, de una manera fácil de entender, cuál es la clasificación nutricional de los alimentos, que variaría entre la A y la E y entre las clasificaciones verde y roja.

Al Ministerio de Consumo le gustaría que esta señalización estuviera en la parte frontal del producto.

En España, parte de los productos de alimentación ya disponen de este tipo de información, pero la afiliación es voluntaria.

Dentro del propio gobierno, hay oposición al etiquetado obligatorio: el Ministerio de Agricultura se opone al proyecto.

Ver los videos más vistos de g1

Leticia Peguero

"Lector devoto. Pensador. Orgulloso especialista en alimentos. Malvado estudioso de Internet. Practicante de tocino".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.