Borrell lamenta que Putin le descalificara «directa y personalmente»

Borrel hablaba con la agencia EFE de noticias en la capital keniana sobre la guerra en Ucrania, tras reunirse el sábado con el presidente electo de Kenia, William Ruto.

El miércoles pasado, Putin descalificó al alto representante por su discurso en la Conferencia de Seguridad Europea en Praga sobre el apoyo europeo a Ucrania y las sanciones contra Rusia, a la que supuestamente calificó de «régimen fascista».

Por su parte, Putin dijo que si Borrell hubiera vivido en la España de los años 30 en el momento del golpe, «habría luchado junto a los golpistas, porque hoy apoya a los mismos golpistas en Ucrania», dijo en el VII Foro Económico Oriental. en Vladivostok.

La traducción que se hizo del español al inglés en Praga fue: “Por el momento no tenemos un plan concreto sobre cómo derrotar a la Rusia fascista y su régimen fascista”.

Pero el exministro español dijo a EFE que esas no fueron sus palabras: «Es un montaje de los rusos, porque yo no dije eso. Eso dice un diputado. Respondí una pregunta de un diputado.

Por su parte, el portavoz de relaciones exteriores de la Comisión Europea, Peter Stano, señaló que la agencia oficial rusa TASS, «no dijo las palabras que se pueden escuchar en la traducción», no mencionó que «la declaración de uno de los miembros del Parlamento Europeo que utilizaron esta expresión.

Borrell dijo que siempre se sintió «cómodo» con estos ataques personales y que las declaraciones de Putin «no se referían a él personalmente, sino políticamente».

Agregó que el incidente “es parte del proceso de desinformación ruso, es decir, lo que no se dice, para que sea más fácil criticar”.

El ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, dijo el martes que Rusia había pedido a la oficina de Borrell que transcribiera sus palabras al español, pero aún no las había recibido.

La ofensiva militar lanzada el pasado 24 de febrero por Rusia en Ucrania ha provocado ya la huida de cerca de 13 millones de personas -más de seis millones de desplazados internos y casi siete millones a países vecinos-, según los últimos datos de la ONU, que sitúa esta crisis de refugiados como la peor en Europa desde la Segunda Guerra Mundial (1939-1945).

La invasión rusa fue condenada por el conjunto de la comunidad internacional, que reaccionó enviando armas a Ucrania e imponiendo sanciones a Rusia en todos los sectores, desde el bancario hasta el energético y el deportivo.

La ONU dio como confirmados 5.587 civiles muertos y 7.890 heridos, subrayando que las cifras reales son mucho más altas y sólo se conocerán cuando finalice el conflicto.

SA // LCA

Por Noticias Impala / Lusa


Eufémia Veras

"Adicto a la cultura pop apasionado. Pionero orgulloso del tocino. Analista ávido. Lector certificado".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.