Alejandro Valverde se despidió de la Vuelta con emoción

Alejandro Valverde, el ciclista español más destacado de los últimos 20 años, corrió hoy por última vez en la Vuelta, que le rindió un sentido homenaje, dejándole entrar en solitario al circuito final en Madrid.

Desde el arranque de esta última etapa de la Vuelta a España quedó patente la admiración de los «compañeros» por el histórico ciclista de Movistar, que a sus 42 años finalmente «arreglará» la bici, tras una exitosa trayectoria, sellada por el 13º puesto. general.

El pelotón le dio una «guardia de honor» en Las Rozas, en el inicio de la etapa de 96,7 km -un homenaje a Vicenzo Nibali (Astana), que se retiró a los 37-, el «tiburón de Detroit» es uno de los siete lograr ganar una de las Grandes Vueltas, una de las dos en actividad, con el británico Chris Froome. Luego, en Madrid, fue el turno del público de aplaudir al excampeón del mundo, también ganador de la Vuelta.

Como sabíamos de la última alta montaña del sábado, la victoria final de la Vuelta a España fue para el belga Remco Evenepoel, de QuickStep-Alpha Vinyl, que con 22 años consiguió su primer gran éxito en la élite, tras ‘haber ganó todo’ en las categorías inferiores.

QuickStep-Alpha Vinyl consigue, con él, su primer éxito en la clasificación final de las Grandes Vueltas, protegiendo siempre muy bien a su «pequeño caníbal», nombre que alude a Eddy Merckx y que empieza a ir de mejor en mejor. Hace 44 años que un belga no terminaba primero en una gira por España, Francia o Italia. Los últimos habían sido Freddy Maertens, en 1977, en la carrera española, y Johan De Muynck, en el Giro, en 1978.

Con unas primeras posiciones bien definidas, el circuito madrileño estuvo marcado por pocos ataques y la tradicional llegada al sprint, en la que hubo sorpresa, con la victoria del colombiano Juan Sebastián Molano (UAE Emirates), ligeramente por delante del danés Mads Pedersen (Trek -Segafredo) -ganador de tres etapas y maillot de puntos verdes- y el alemán Pascal Ackerman, compañero de Molano.

El colombiano y un pequeño grupo de otros 28 cronometraron 2:26,36 horas, 11 segundos por delante de un segundo campo, en el que estaban los principales nombres, excepto el español Juan Ayuso (Emiratos Árabes Unidos), que entró con el primero.

Remco Evenepoel es el vencedor final, eso estaba claro, y el podio general individual lo completaban los españoles Enric Mas (Movistar) y el jovencísimo Juan Ayuso, que acabó convirtiéndose en el líder imprescindible del equipo durante toda la carrera. , teniendo que quedarse atrás el portugués João Almeida, a pesar del buen quinto puesto en la final.

Ayuso se convierte en el segundo más joven en subirse a los podios de Grandes Vueltas -sólo superado por el francés Henri Cornet, que en 1904 ganó el Tour, también con 19 años- y este año ha hecho una gran contribución al éxito colectivo de los Emiratos Árabes Unidos.

Con Ayuso, Almeida, el esloveno Jan Polanc (12º) y Marc Soler (27º y elegido hoy como el más combativo), el equipo de Emirates sorprendió al Movistar y al INEOS aparentemente más fuerte.

Entre los grandes perdedores, el nombre que aparece de inmediato es el del esloveno Primoz Roglic (Jumbo-Visma), quien se presentó como tricampeón de la Vuelta y fue quien más desafió el dominio de Evenepoel, hasta que no se alinea para la etapa 17. , tras una caída el día anterior, mientras lo daba todo.

En cuanto al ecuatoriano Richard Carapaz (INEOS), rápidamente resultó que estaba lejos de la discusión sobre el podio y cerró la Vuelta en el puesto 14, pero terminó brillantemente las tres etapas ganadas y el premio de montaña.

Remco Evenepoel demostró con su victoria en el Alto del Piornal, en la 18ª etapa, que ya estaba bien preparado para carreras de tres semanas, luego de haber triunfado de manera imperial en la contrarreloj de la 10ª etapa, a más de 55 km. / hora.

Enric Mas siempre estuvo cerca de él, en la montaña, y se perdió la Vuelta principalmente por la diferencia de ‘crono’. Es a las 2.05 minutos, cerca del segundo lugar, que llega por tercera vez.

Sorprendentemente, fue el tercer puesto de Ayuso. A cinco días de cumplir 20 años, ya se marcha de España «soñando» con un personaje muy importante para los próximos años.

Pierde ante Evenepoel por 4,57 y se mantiene firme en el podio, 59 segundos por delante del colombiano Miguel Ángel López, líder del Astana.

João Almeida clôture le «top-5, à 7,24», et fait pour la troisième fois de son top-10 en carrière dans un grand Tour, après la quatrième place du Giro en 2020 et la sixième l’an dernier, également en Italia.

A sus 24 años sigue en las cuentas del premio juvenil, donde acabó tercero, por detrás de Evenepoel y Ayuso.

Hoy, Almeida perdió 19 segundos (era 54º), lo que no fue suficiente para hacer tambalear su posición en la general.

Los también portugueses Ivo Oliveira (UAE Emirates) y Nélson Oliveira (Movistar) entraron en el grupo de cabeza, 20º y 21º respectivamente.

Nelson Oliveira retuvo el puesto 37, con 1:31.42, e Ivo Oliveira subió un «hoyo», en el 131, con 5:19.55.

Nita Camerino

"Explorador. Defensor de la comida. Analista. Practicante independiente de tocino. Futuro ídolo adolescente. Orgulloso experto en cultura pop".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.